Tribuna

La tecnología, palanca de sostenibilidad

La tecnología como palanca para impulsar la sostenibilidad empresarial

La sostenibilidad, que hoy está en boca de todos, no es algo nuevo. El concepto comenzó a tomar forma hace más de 30 años, aunque no fue hasta el 2015 cuando su relevancia creció en el ámbito empresarial gracias a la Agenda 2030 de Naciones Unidas y sus 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) que plantean metas tan ambiciosas como erradicar la pobreza, promover la igualdad y proteger el medio ambiente. Pero ¿Cómo transformarlas en realidad?

Para ello, además de los compromisos éticos individuales, es imprescindible implicar a las empresas y este ha sido uno de los principales focos de los avances en el marco regulatorio europeo y global de los últimos años. Gracias a ello, a la concienciación y a la presión social, hoy las prácticas empresariales se están alineando cada vez más con los principios ASG y estamos siendo testigos de una evolución global en las cadenas de valor corporativas, que se expresa en el despliegue de procesos concretos de sostenibilidad y en una mayor transparencia y responsabilidad en sus operaciones.

Sin embargo, medir el avance en sostenibilidad corporativo es un reto complejo y difícil de afrontar. La información necesaria para evaluar el impacto medioambiental, social y de gobernanza de una empresa suele estar dispersa en múltiples fuentes y sistemas de datos. Además, la falta de estándares y marcos regulatorios claros en algunos países dificulta la comparación y evaluación objetiva de las prácticas sostenibles. Otro desafío viene por la calidad y confiabilidad de los propios datos. Y es que la disponibilidad de información precisa y actualizada es imprescindible para tomar decisiones informadas y establecer estrategias sostenibles efectivas, lo que no siempre es la realidad.

Apoyos para establecer un compromiso sólido en sostenibilidad

Hoy, llevar a cabo una estrategia de sostenibilidad efectiva se apoya en cuatro pilares en los que la tecnología es un recurso esencial para medir y mejorar. En la planificación, las TIC son capaces de ayudar a las compañías a definir una estrategia ASG sólida y a alinear sus objetivos con los ODS y otras metas sostenibles. Asimismo, con el uso de análisis de datos avanzados apoyados en IA, las empresas pueden identificar los impactos medioambientales y sociales de sus operaciones y establecer metas realistas para abordarlos.

Otro pilar clave en la estrategia de sostenibilidad es la transformación organizativa requerida. La adopción de tecnologías digitales en la empresa facilita e impulsa dicha transformación. Las soluciones de gestión de cambio y para la colaboración, entre otras, ayudan a involucrar a los empleados en la adopción de prácticas más sostenibles y fomentar una cultura corporativa comprometida con los objetivos RSC.

Una arquitectura y gestión de datos eficiente también es imprescindible para avanzar en sostenibilidad y las aportaciones de la innovación tecnológica en este ámbito son múltiples. A modo de ejemplo, la tecnología de Big Data y la nube permiten la recopilación, el almacenamiento y el análisis de grandes volúmenes de datos de manera rápida y precisa. Asimismo, la integración adecuada de sistemas y fuentes de datos asegura que la información relevante esté disponible para su análisis y reporte en toda la organización.

Los avances en RSC y sostenibilidad corporativa también van de la mano con el cumplimiento regulatorio y el reporting. En este ámbito, la tecnología ofrece soluciones efectivas para cumplir con los requisitos regulatorios vigentes en cada momento, en constante evolución, y para el reporting sobre el desempeño ASG, reduciendo la carga administrativa y eliminando el riesgo de errores gracias a la automatización.

Medir para mejorar

Indaguemos un poco más en la generación de informes de sostenibilidad, tan importante para analizar el desempeño empresarial, para incidir en lo que hacemos bien o tomar las medidas correctivas requeridas.

No sólo eso, ya que el reporting también es un medio clave para que las compañías puedan comunicar de manera transparente sus acciones y resultados en materia de sostenibilidad.

Avanzar con un reporting efectivo, son varios.

  1. Las modernas soluciones de gestión proporcionan herramientas para generar informes de desempeño ASG a partir de la definición de indicadores clave de rendimiento (KPI) y métricas específicas, para evaluar la efectividad de las estrategias e introducir ajustes en las acciones.
  2. En la evaluación específica de su impacto medioambiental, las TIC ayudan a las organizaciones a medir y reducir su huella de carbono y otras emisiones. Mediante sensores IoT y sistemas de monitoreo ambiental, las empresas hoy pueden recopilar datos sobre el consumo de energía, las emisiones de gases de efecto invernadero y otros impactos ambientales, identificando oportunidades de mejora.

La tecnología también ayuda a la economía circular y la reducción de desperdicios, mediante el seguimiento y la gestión eficiente de recursos y materiales.

  • Sistemas para la gestión de la cadena de valor y las soluciones de logística inteligente optimizan el uso de recursos y espacio y la reutilización de materiales en los procesos empresariales.

Otro ámbito en el que las organizaciones requieren de la ayuda de las TIC es la medición de su impacto social.

A modo de ejemplo, las modernas soluciones de gestión permiten evaluar el cumplimiento de las normas laborales o indicadores como la igualdad. Las analíticas específicas proporcionadas por las mismas facilitan datos detallados sobre la diversidad y la inclusión, impulsando la mejora del bienestar de los empleados y de su compromiso con la organización.

Conclusión

Las nuevas tecnologías de gestión se están convirtiendo en un pilar importante para impulsar el avance en materia RSC de las organizaciones, al promover la automatización de procesos, la toma de decisiones informadas y una visión completa y transparente del desempeño empresarial. Cada vez más organizaciones entienden que con el uso de las TI podrán convertir la sostenibilidad en un motor de cambio positivo y en ventaja competitiva para sus negocios. Y esto sitúa a la digitalización en el mismo corazón de la evolución hacia un mundo más sano, justo y equitativo.

Ana Espada, Account Manager en ARBENTIA

Related posts

Empresas que marcan el cambio

Miguel Royo Gasca

Economía circular para mover un mundo sostenible

Miguel Royo Gasca

Directivos influyentes, ¿una tendencia al alza?

Miguel Royo Gasca