ISR

Bye, bye, Net Zero Insurance Alliance

En las dos últimas semanas, diez grandes compañías de seguros y reaseguros han abandonado la Net Zero Insurance Alliance (NZIA)

Lloyd’s (y QBE), AXA, Allianz, SCOR y Swiss Re alegan razones antimonopolio.

En su momento álgido, la alianza representaba el 15 % del volumen mundial de primas de seguros, pero ahora seis de los ocho signatarios fundadores la han abandonado, apenas 2 años después de su creación.

Ya solo quedan 17 miembros, entre ellos grandes como Aviva y Generali.

«Los que se han ido son, obviamente, los más expuestos al mercado estadounidense, donde el sentimiento anticlimático y anti-ASG se ha politizado enormemente. No cabe duda de que para las empresas que se marchan, y para la propia alianza, está en juego su reputación» Claudia Ravat, La Française AM

¿Por qué las grandes aseguradoras han decidido retirarse de la Net Zero Insurance Alliance? AXA para «continuar su viaje individual hacia la sostenibilidad»
  • Fiscales generales de Estados Unidos enviaron en mayo una carta a la NZIA preocupados porque que ciertos objetivos relacionados con el clima puedan infringir las leyes antimonopolio estatales y federales.

Señalan a la Alianza por presionar a las compañías de seguros y a sus clientes para que reduzcan rápidamente sus emisiones, lo que se traduce en un aumento de los costes, que se trasladan a los consumidores.

  • Rigor de los requisitos de la alianza

Todas las aseguradoras deben cumplir uno de los cinco objetivos obligatorios en el primer año de adhesión, y tres en los tres siguientes.

Otras alianzas de la Glasgow Financial Alliance for Net Zero (GFANZ): Net Zero Asset Managers (NZAM), Net Zero Asset Owner Alliance (NZAOA) y Net Zero Banking Alliance (NZBA).

Curiosamente, a pesar de haber abandonado la NZIA, AXA sigue siendo miembros de NZAO y NZAM.

El 19 de octubre de 2022, fiscales republicanos entregaron a seis bancos estadounidenses demandas de investigación civil, solicitando información relacionada con su participación en la GFANZ y planteando preocupaciones antimonopolio. Idem a los 53 de los mayores gestores de activos de EE.UU (BlackRock, Franklin Templeton, Goldman Sachs…).

«En comparación con sus homólogos de seguros, estos gestores de activos ejercen una fuerte influencia en el panorama político estadounidense, lo que les hace menos vulnerables y mejor equipados para navegar en tiempos difíciles. Esta es, sin duda, la razón por la que no hemos asistido a una huida similar»

No obstante, ha habido salidas: Green Century y Vanguard, por ejemplo.

Las alianzas ya están respondiendo a estos retos suavizando sus normas para conservar a sus miembros. No obligatorio:
  • Comprometerse con la campaña Race to Zero, apoyada por la ONU.
  • Restricciones a la financiación con combustibles fósiles.
Ahora los activistas verdes temen que los objetivos de la alianza se estén diluyendo

La Comisión Europea flexibilizó sus directrices antimonopolio para las empresas que se asocian para resolver los retos climáticos. El objetivo es entablar una cooperación legítima y genuina en sostenibilidad, creando al mismo tiempo un puerto seguro frente a la persecución.

Todavía es discutible si se están retirando de estas alianzas debido a la preocupación por posibles pérdidas comerciales en EE.UU. o por un peligro legal real.

Es importante combatir las demandas antimonopolio contra la acción climática, y sigue siendo crucial que la comunidad financiera -aseguradoras, gestores de activos y propietarios de activos- refuerce y mantenga sus compromisos climáticos.

Sin embargo, persistirán las dudas sobre el verdadero impacto de sus acciones si operan de forma independiente. Habrá retos, sin duda, desde los puntos de vista jurídico, político y operativo. Sin embargo, los esfuerzos de colaboración pueden ser más eficaces para impulsar un cambio significativo y hacer frente a la emergencia planetaria.

Foto de Pixabay

Related posts

Los inversores españoles renunciarían a rentabilidad por generar un impacto positivo

Miguel Royo Gasca

Preservar y restaurar el capital natural es el reto ambiental número uno

Marta Gasca Gómez

Euros contantes y sonantes para la empresa de moda de segunda mano Patatam

Juan Royo Abenia