Discapacidad

Una pena la traducción en lengua de signos en RTVE

Y eso que la Ley General de Comunicación Audiovisual obliga a garantizar el rigor lingüístico y técnico de las emisiones signadas y subtituladas

La CNSE denuncia que no se está garantizando el acceso a la información de los sordos.

La falta de calidad de la interpretación a la lengua de signos de los Servicios Informativos de Televisión Española.

«no se ajusta a los criterios de excelencia y profesionalidad en el uso de la lengua que los telespectadores sordos requieren.

De nada sirve que el Telediario incorpore lengua de signos, si la traducción está llena de imprecisiones”

Roberto Suárez, CNSE

Durante la “puja” de concursos públicos para, por ejemplo, dotar intérpretes a la televisión, los juzgados o los centros educativos, se antepone el precio a la calidad del servicio.

Una cuestión que impide que calidad y accesibilidad vayan de la mano, y que terminan pagando las propias personas sordas:

Se trata de equiparar los derechos lingüísticos de todos los usuarios de cualquier lengua

Eso pasa por asegurar el acceso a la lengua de signos en condiciones de calidad en todos los ámbitos, incluidas las televisiones.

Es obligación de las cadenas públicas y privadas garantizar la calidad lingüística y técnica de sus emisiones signadas y subtituladas de modo que se asegure la correcta transmisión y comprensión de los contenidos.

A tal efecto, ha aconsejado a Televisión Española que recurra a los centros estatales de referencia en materia de accesibilidad audiovisual a fin de alcanzar esa accesibilidad lingüística que la población sorda lleva tiempo reivindicando:

“Asegurar nuestro acceso a la información es una cuestión de derechos y de dignidad humana que no admite excusas”

Foto de Kevin Malik

Related posts

Espectacular Copa del Rey de baloncesto en silla de ruedas

Miguel Royo Gasca

ILP contra el copago “confiscatorio” en dependencia para que este derecho no sea una “compra”

Marta Gasca Gómez

Alarmante incremento de costes de las residencias de personas con discapacidad

Marta Gasca Gómez