Jeroen Merchiers, Director General de Airbnb en España y Portugal

0

“La gente demanda un nuevo tipo de turismo más personal basado en las experiencias y en el contacto con la población local”

Nos encontramos con Jeroen Merchiers, Director General de Airbnb España/Portugal, en sus oficinas del Paseo de Gracia de Barcelona, que abrieron hace más de un año y cuentan con 35 empleados en la actualidad.

Jeroen, ingeniero industrial y originario de Bélgica, se afincó en España hace más de 10 a6ntilde;os. Después de liderar el impresionante crecimiento de Groupalia en el sector online de ocio, se incorporó a Airbnb en agosto del 2012. Jeroen se muestra encantado en su nuevo reto profesional porque “todo el mundo está satisfecho: la propuesta de Airbnb es un win-win para los usuarios y para los anfitriones y está ayudando a muchas personas en este país a hacer frente a una situación económica precaria”.

.- ¿Nos puedes poner en contexto con una fotografía rápida de vuestra actividad en España?

Para Airbnb, España es el tercer país en volumen de negocio después de EEUU y Francia. En España tenemos más de 44.000 alojamientos y destaca Barcelona, que es la cuarta ciudad más importante a nivel mundial por detrás de Nueva York, Londres y París. En España estamos en plena expansión, las reservas aumentan más rápido que la oferta. Este verano nuestro crecimiento ha sido de un 300% respecto al año pasado.

Nuestros anfitriones tienen una edad media de 38 años y la mayoría sólo alquila un espacio y de manera particular. En Barcelona, por ejemplo, Airbnb está ayudando a suavizar el impacto de la crisis económica beneficiando directamente a unos 10.000 anfitriones que ganan un promedio de €200 al mes.

La visión de Airbnb es contribuir a hacer el mundo más pequeño. A través de nuestra plataforma, ponemos en contacto a personas de diferentes culturas que establecen fuertes vínculos personales en el mundo real. En España, un 80% de los usuarios son extranjeros que han podido conocer más profundamente el país gracias a Airbnb. Estos viajeros tienen perfiles muy variados: Solteros, parejas, familias e incluso personas que viajan por negocios y suelen tener entre 25 y 40 años.

.- ¿Cuál es la contribución de Airbnb a la sostenibilidad de las ciudades donde operáis?

En Airbnb estamos convencidos de que la manera de consumir y de construir que tenemos actualmente no es sostenible. Según el Instituto Nacional de Estadística (INE), hay casi 3 millones y medio de viviendas vacías en España. Airbnb permite a sus usuarios utilizar los recursos existentesen vez de crear, fabricar o construir más.

El turismo representa en España casi un 12% del PIB. Airbnb ayuda a redistribuir entre particulares la riqueza que genera esta industria, dinamizando así las economías locales. En este sentido, nuestra plataforma da a las personas la oportunidad de ser productores y no sólo consumidores. Lo que apreciamos en Barcelona, como en otras grandes ciudades, es que Airbnb contribuye a ladescentralización del turismo, descongestionando el centro y ofreciendo alternativas a las zonas donde se concentran tradicionalmente los alojamientos turísticos. Además, nuestros usuarios no siguen el flujo del turismo estacional, sino que viajan por motivaciones que tienen que ver con la cultura y la experiencia, contribuyendo así a la sostenibilidad económica y social de los anfitriones y las comunidades beneficiarias.

Actualmente trabajamos en un estudio de impacto económico de nuestra actividad en Barcelona, como ya hemos hecho en San Francisco y Paris, que será publicado en las próximas semanas. Es una encuesta que hemos realizado a viajeros y anfitriones en los últimos 12 meses, que cuantifica el impacto directo e indirecto de los usuarios en Barcelona, así como el efecto multiplicador en sus barrios y comunidades. Antes de empezar los estudios hablamos con el ayuntamiento local para poder responder a las cuestiones y prioridades de cada ciudad. Creemos que los resultados del estudio de Barcelona estarán alineados con las tendencias de sostenibilidad y de impacto positivo ya identificadas en otras ciudades icónicas como París y San Francisco.

.- ¿Cómo contribuye Airbnb a hacer “el pastel más grande” en la industria del turismo?

Internet y las redes sociales han creado un mercado que no existía antes. Cada vez más, la gente demanda un nuevo tipo de turismo más personal, basado en las experiencias y en el contacto con la población local. En un país como España, donde el turismo es un sector económico tan importante, tiene sentido ofrecer a los viajeros lo que están buscando, en vez de limitarlo.

Estamos convencidos de que Airbnb está contribuyendo a hacer “el pastel más grande” para la industria del turismo, que por otro lado es una industria que sigue creciendo. Como hemos visto gracias a los datos de nuestros estudios de impacto en ciudades como París, el turismo colaborativo y el turismo tradicional son complementarios. Por ejemplo, desde nuestra llegada al mercado español, hemos observado un incremento en la ocupación hotelera y este verano el número de pernoctaciones ha alcanzado máximos históricos.

Los hoteles tradicionales ofrecen un servicio estandarizado, mientras que el valor de nuestro servicio depende en un 50% de la autenticidad y originalidad del alojamiento y otro 50% de la experiencia personalizada que brindan nuestros anfitriones a los viajeros. En este sentido, nuestro foco para este año es asegurar la calidad de las estancias y reconocer las experiencias memorablesvividas por nuestros usuarios. Como parte de este programa y como muestra de compromiso hacia Cataluña, así como a la divulgación e internacionalización de sus productos emblemáticos, hemos suscrito un acuerdo piloto de colaboración con Codorniú para distribuir botellas de cava entre los viajeros y ofrecer excursiones a sus bodegas.

.-Sois una de las empresas más conocidas y exitosas del sector. ¿Qué papel estáis desempeñando para promover la economía colaborativa en España?

Estamos convencidos de que la economía colaborativa es el único modelo sostenible para el futuro. Nos consideramos uno de los embajadores de la economía colaborativa y por eso queremos prestar nuestro apoyo a cualquier organización que defienda y promueva el desarrollo de esta economía. En ese sentido, apoyamos y aplaudimos los esfuerzos realizados por OuiShare para movilizar a las empresas, generar encuentros y compartir mejores prácticas dentro del sector. Con OuiShare colaboramos estrechamente y esperamos que sigan trabajando para dar a conocer el movimiento entre las instituciones públicas, donde existe todavía un gran desconocimiento. La amplitud de los sectores que forman parte de este movimiento significa que tenemos retos muy diversos. En España y en el sector turístico, por ejemplo, el gremio hotelero está muy unido y nosotros aún no hemos llegado a ese punto. Como empresa, trabajamos con otras plataformas del sector colaborativo en toda la cadena de valor(transporte, alojamiento y experiencia), para encontrar sinergias con servicios complementarios y asegurar así “experiencias únicas” para nuestros usuarios. Creo que son alianzas en las que todo el mundo sale ganando.

Por otro lado, estamos actualmente trabajando con OuiShare y el Ayuntamiento de Barcelona para crear un grupo de trabajo sobre la economía colaborativa, como ya existe en San Francisco y otras ciudades pioneras, con el objetivo de analizar, examinar y discutir, de manera plural y transparente, las necesidades de esta nueva economía y potenciar su impacto en la sostenibilidad de la ciudad.

.- ¿Cuál es vuestra posición respecto a los intentos de regulación del sector y cómo estáis educando a vuestros usuarios sobre la normativa vigente?

Como he dicho anteriormente, creemos en ampliar la oferta de alojamientos y en dejar decidir al viajero dónde prefiere quedarse. Airbnb gestiona todos los pagos a través de transferencias bancarias de tal manera que todas las transacciones quedan registradas. Por otro lado, siempre recomendamos a nuestros anfitriones que cumplan con la normativa y declaren todos sus ingresos procedentes de Airbnb. Pero es cierto que si se regula en exceso este sector existe un riesgo de que se pierda la transparencia, además de los impuestos. Esta situación no sería buena para nadie.

Trabajamos estrechamente con la Generalitat y con nuestra comunidad, precisamente para facilitar que cualquier situación que genere un problema, se regularice. En este sentido, vamos a lanzar un portal de información para explicar claramente la regulación vigente a nuestros usuarios en Cataluña. Será una de las primeras páginas de estas características que Airbnb lanza en todo el mundo. Estamos comprometidos con la educación y la transparencia pero hay que tener en cuenta que operamos en 192 países y en 30.000 ciudades y como plataforma tecnológica es prácticamente imposible conocer todas las normativas locales. Por esta razón, no podemos actuar como reguladores y garantizar que todos nuestros usuarios cumplan las normativas, pero por supuesto, queremos ayudar a que nuestracomunidad esté informada, para que puedan cumplir con sus obligaciones y responsabilidades.

Entrevista y fotografía: Esther Val.

Share.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.