Schindler, ciudades del mañana y respeto por el medio ambiente

0

El ahorro de energía y la responsabilidad compartida por la sociedad, para contribuir a su uso eficiente, es parte también de cualquier Compañía que quiera evolucionar y mejorar la calidad de vida de los ciudadanos. Schindler es un modelo de ahorro energético

En el sector de la construcción, es esencial un compromiso con los habitantes de cualquier espacio urbano y con la habitabilidad sostenible. Schindler apuesta por respetar el medio ambiente y por desarrollar equipos de transporte vertical inteligentes, que colaboren con la sostenibilidad y aseguren las modernas condiciones en las ciudades del futuro.

El agotamiento de los recursos naturales es una posibilidad contemplada, dado el uso y la explotación que hacemos de ellos en la actualidad. La concienciación de realizar un uso racional y equitativo con las necesidades sociales y ambientales se ha convertido en un objetivo primordial sobre el que llamar la atención.

La construcción avanza en todo el mundo apostando por la sostenibilidad y la protección de nuestro entorno. El acondicionamiento a los estándares medioambientales debe estar contemplado como objetivo en cualquier empresa y formar parte de su plan estratégico para destacar en el sector y proporcionar una mejor calidad de vida a los ciudadanos. Schindler asume la responsabilidad de crear las ciudades del mañana con equipos eficientes y responsables con el medio ambiente. Como empresa dedicada al transporte vertical, se sitúa un paso por delante, ya que emplea la tecnología más puntera para el ahorro energético durante el funcionamiento de nuestros ascensores y escaleras mecánicas, asegurando la eficiencia del consumo de energía de los productos y, en consecuencia, ayudando a reducir el impacto ambiental de los edificios en los que están instalados.

Sus líneas de productos destacan porque ofrecen una calidad y seguridad máxima que logran con la realización de diferentes estudios y avances continuos. La innovación pasa por conseguir soluciones ecológicas, planificadas durante todo el proceso, y la creación de patrones de tráfico realistas, junto a estimaciones fiables de consumo energético, es nuestra tarjeta de presentación para conseguir la plena integración en la gestión global del desarrollo sostenible.

El ejemplo más claro de la mejora de la eficiencia energética en un edificio es la tecnología PORT, herramienta de última generación que gestiona el tráfico de manera eficiente, optimizando la energía necesaria para el funcionamiento a través de ajustes de velocidad, el tiempo de apertura de las puertas y el espacio de cabina asignado. Otras de sus ventajas eficientes son la predicción de destino, la posibilidad de realizar operaciones programadas y viajes sectorizados, la operación Touch less mediante una tarjeta con lector y la posibilidad de programar información y entretenimiento audiovisual para cada viaje.

Cada vez más comprometida con la sostenibilidad, la empresa realiza una fuerte inversión y esfuerzo centrados en innovación.

  • Evaluaciones del ciclo de vida (ACV), en las que la preocupación por la sostenibilidad se inicia desde la compra de materiales y se extiende hasta el reciclado para contribuir a la reducción de la huella que dejan nuestros productos en el medio ambiente
  • Nueva generación de variadores de frecuencia regenerativos que permite recuperar energía en los viajes en los que el ascensor no la demanda.
  • Cabinas con iluminación LED con la que se consigue hasta un 40% de ahorro del consumo de energía.
  • Schindler 3300, un ascensor ecológico, con un nivel bajo de consumo y un diseño compacto, ligero y duradero, que optimiza el uso del material y alarga su vida útil. Actualmente, es el equipo más demandado por las comunidades de vecinos.

“En la época en la que nos encontramos, es fundamental hacer un uso racional de la energía eléctrica y ayudar a comprender, a nuestros usuarios y clientes, que el ahorro conlleva beneficios para las ciudades del futuro y para la calidad de vida del presente. La seguridad ofrecida por nuestros equipos de transporte vertical va en paralelo al compromiso que demostramos con nuestros avances en tecnología, unidos a la colaboración en eficiencia energética”. Alfredo Lillo, Director de Líneas de Negocio de Nuevas Instalaciones y Modernizaciones de Schindler Iberia

Share.

Comments are closed.